Confuso mundo

Si la siguiente frase la hubiese escrito yo, además de ser increíble porque mi inglés no da para tanto, seguro que nadie tendría que extrañarse:

Are you confused about what is going on in the world? So am I. So is everyone. This is the underlying and continuing reality of a chaotic world-system.

 El autor confiesa no tener las cosas muy claras… como le sucede a todo el mundo… que piensa (los que no piensan lo tienen todo clarísimo y los manipuladores se encargan de presentar las certezas de la forma más creíble posible). Pero si uno se deja llevar por lo que puede observar de la realidad de este mundo mundial y se olvida de lo que los creyentes de las diversas ideologías venden con entusiasmo,… tiene que acabar estando de acuerdo con Immanuel Wallerstein en su comentario 457 publicado hoy.
Wallerstein pasa revista a los cambios en las alianzas mundiales, inesperables no hace tanto. Caos, sí.
Y terreno abonado para que aparezcan profetas, aseguradores, ideólogos capaces de mostrar que la situación del mundo es muy clara: toda la culpa el imperio, o el Islam, o los capitalistas, o la clase política, o el Estado, o las razas “inferiores”, o el complot judío, o las trilaterales, o la cosmocracia o yo qué sé. Si se les pregunta por la solución, la cosa ya no está tan clara, pero siempre tienen la opción de poner un “no” delante del supuesto culpable y predicar la omnipotencia de las ideas (actitud infantil, decía Freud, de quien cree que deseando ardientemente algo, ese algo se cumplirá).
Lo siento, pero si el diagnóstico es confuso, igualmente confusa tendría que ser la terapia.
Este es el final del artículo:

Wild swings are the daily bread and butter of a structural crisis. This means that we shall live in chaotic uncertainty until the structural crisis is resolved in favor of one of the two prongs of the bifurcation. If we concentrate on the presumed “meaning” of the wild and often momentary swings, we are doomed to act irrelevantly. We need to concentrate our analyses and our actions on what makes it more likely that the progressive side of the bifurcation outweighs the reactionary side in the middle-term resolution of the struggle.